Futuro verde: Europa ha de mostrar el camino y liderar con el ejemplo

This page is also available in

La lucha contra el cambio climático ocupó un lugar destacado en el orden del día del pleno de enero del Comité Económico y Social Europeo (CESE), que acogió un debate sobre la COP25 y el Pacto Verde Europeo.

Es necesario adoptar medidas urgentes si queremos asegurar la protección del clima y el desarrollo sostenible, y la Unión Europea debe asumir el liderazgo. En el debate celebrado en Bruselas el 23 de enero de 2020, el presidente del CESE, Luca Jahier, fue tajante en sus palabras: Estamos en un momento crítico. Por desgracia, el mundo no parece ir camino de alcanzar los objetivos del Acuerdo de París sobre el cambio climático ni los ODS, lo que podría tener consecuencias devastadoras para todos nosotros, declaró.

El presidente del CESE añadió que la transición hacia una economía sostenible, neutra en carbono y eficiente en el uso de los recursos exige cambios fundamentales en nuestra sociedad y en nuestra economía, subrayando que la UE debe responder a dos niveles: por una parte, aplicando ella misma la Agenda 2030 y, por otra, promocionándola a nivel internacional. En el CESE, estamos convencidos de que la aplicación de la Agenda 2030 debe ser la prioridad número uno de la UE para la próxima década. ¡Europa debe estar a la cabeza, ser el líder mundial en la lucha contra el cambio climático!.

El Sr. Jahier lamentó la falta de voluntad política de los países presentes en la COP25 de Madrid de redoblar sus esfuerzos en materia de clima, lo que se ha reflejado en el mediocre resultado de la cumbre internacional. No obstante, elogió la Comunicación sobre el Pacto Verde Europeo de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, así como su firme compromiso con la neutralidad climática para 2050.

A este respecto, Virginijus Sinkevičius, comisario de Medio Ambiente, Océanos y Pesca, señaló que el Pacto Verde no era solo una forma de hacer frente al problema del cambio climático, sino también una ambición para garantizar el crecimiento económico y la justicia social. En el centro de esta iniciativa están las personas y la sociedad, es un Pacto Verde que no deja a nadie atrás, declaró, subrayando que la Estrategia sobre la Biodiversidad, el plan de acción para la economía circular y otras soluciones sistemáticas para alcanzar los objetivos climáticos atenderían tanto a las personas como al planeta, aglutinando a todos los sectores y agentes.

El comisario Sinkevičius también advirtió que es fundamental que las ideas sobre la transición verde no se queden en Bruselas, sino que se hagan realidad cuanto antes sobre el terreno, en los Estados miembros, y aseguró que los ODS son una prioridad para la Comisión y que siempre constituirán el telón de fondo de su trabajo.

A juicio del presidente del CESE, con la adopción del Pacto Verde como primera iniciativa política la nueva Comisión ha demostrado su liderazgo y determinación a la hora de promover políticas ambiciosas en materia de clima y medio ambiente, tanto en el seno de la UE como a nivel mundial. Celebro este discurso novedoso de la Comisión, que propone una nueva estrategia de crecimiento en la que se aporte más de lo que se quita. Como suelo decir, cumplir con los ODS es el camino a seguir, porque es una agenda en la que todos ganan: los empresarios, los sindicatos, la ciudadanía y nuestro planeta, afirmó.

Durante el debate, Peter Schmidt, presidente del Observatorio del Desarrollo Sostenible (ODS) del CESE, sostuvo que el Pacto Verde no se limitaba al clima, y abogó firmemente por un compromiso que fuera al mismo tiempo ecológico y social.

Ovais Sarmad, de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), destacó la importancia de abordar con la mayor urgencia —y a una escala sin precedentes— la crisis climática, manteniendo un planteamiento lo más sólido y ambicioso posible.

En representación de la Alianza Italiana para el Desarrollo Sostenible (ASviS), Enrico Giovannini observó con satisfacción que la Agenda 2030 se había convertido por fin en el verdadero eje central de la estrategia de desarrollo sostenible de la Comisión.

Por último, Semia Cherif, de la red de expertos mediterráneos sobre el clima y el cambio climático (MedECC), defendió una visión y un enfoque a largo plazo basados en la sensibilización sobre la contaminación, aun cuando esta no sea directamente visible, como en el caso de los pequeños contaminantes emergentes.

El Sr. Jahier concluyó destacando la importancia de que las instituciones de la UE aúnen sus fuerzas para sacar adelante cuanto antes el Pacto Verde Europeo, lo cual no se conseguirá sin el esfuerzo y el apoyo coordinados y coherentes de todos los agentes de la sociedad civil.

 

Para obtener información sobre el trabajo y las actividades de la Sección de Agricultura, Desarrollo Rural y Medio Ambiente (NAT) y del Observatorio del Desarrollo Sostenible (ODS) del CESE, consulte nuestro sitio web.

Downloads

Futuro verde: Europa ha de mostrar el camino y liderar con el ejemplo