En su pleno de septiembre, en un debate que contó con la participación del vicepresidente de la Comisión, Margaritis Schinas, el CESE instó a la Comisión a mostrarse ambiciosa a la hora de aplicar la nueva Estrategia Europea de Cuidados. El CESE hizo hincapié en el personal sanitario y sus capacidades, así como en su formación y sus condiciones de trabajo, y señaló que el éxito del espacio europeo de datos sanitarios pasa por la creación de un clima de confianza.

En su pleno del 22 de septiembre, el CESE celebró un debate sobre las iniciativas de política sanitaria de la UE con el vicepresidente de la Comisión Europea para la Promoción de nuestro Modo de Vida Europeo, Margaritis Schinas.
La presidenta del CESE, Christa Schweng, declaró: «El CESE apoya todas las iniciativas de la UE destinadas a crear una Unión Europea de la Salud y aumentar la resiliencia y preparación ante cualquier amenaza futura».

«Es nuestro firme propósito demostrar que la salud no es una mera política, sino que forma parte de nuestra identidad, del modelo de sociedad abierta que defendemos y de nuestro modo de vida europeo», subrayó el Sr. Schinas.

El CESE, que fue la primera institución de la UE en pedir la creación de una Unión Europea de la Salud, ha aprobado dictámenes sobre dos de las recientes iniciativas de la Comisión en materia de salud, cuyo objetivo es garantizar que todos y cada uno de los ciudadanos europeos tengan acceso a una asistencia de calidad a un precio abordable.

En su Dictamen sobre el espacio europeo de datos sanitarios, el CESE elogió la propuesta al considerarla una excelente oportunidad para permitir a las personas acceder a sus datos sanitarios personales y controlarlos. Además, se mostró dispuesto a prestar su apoyo a una campaña de comunicación pública a gran escala para ayudar a la ciudadanía a comprender los beneficios asociados al proceso de puesta en común de los datos y a tener confianza en el sistema.

«La cuestión de la confianza será crucial. Los ciudadanos deben sentirse cómodos con el uso de sus datos, tanto en lo que respecta a la mejora de los servicios públicos como al posible uso de estos datos en la lucha contra las enfermedades y el desarrollo de soluciones innovadoras por parte de los investigadores», afirmó el ponente del Dictamen, Gonçalo Lobo Xavier.

El CESE también aprobó un Dictamen sobre la estrategia de personal sanitario y asistencia, en el que abogó por una estrategia de asistencia ambiciosa y centrada en las personas, que pueda mejorar la asistencia sanitaria y los cuidados de larga duración en toda la UE, garantizando unas normas de calidad equitativas en todos los Estados miembros o entre las regiones de cada país. Asimismo, propuso una garantía asistencial europea para asegurar el acceso de todas las personas que viven en la Unión a unos servicios asistenciales asequibles y de calidad.

«El sistema de cuidados es una piedra de toque para nuestro modo de vida europeo, que debe ser socialmente justo e inclusivo», señaló la ponente del Dictamen, Zoe Tzotze-Lanara.

Danko Relić, coponente del Dictamen, hizo hincapié en la necesidad de contar con un personal sanitario formado, capacitado y motivado. «El personal sanitario tiene que disponer de buenas condiciones laborales. Además, es necesario garantizarles una remuneración adecuada, un horario de trabajo digno y un buen equilibrio entre la vida profesional y la vida privada, así como la salud y seguridad en el trabajo», subrayó el Sr Relić. (ll)