Invertir en la informática de alto rendimiento beneficiará a nuestro bienestar, competitividad y empleo

El CESE respalda la iniciativa de la Comisión Europea de crear la Empresa Común Europea de Informática de Alto Rendimiento y afirma que esta tecnología fundamental ayudará a afrontar los problemas más difíciles de nuestra sociedad moderna y, en última instancia, será beneficiosa para nuestro bienestar, competitividad y empleo.

En el dictamen adoptado en el pleno del 23 de mayo de 2018 y elaborado por Ulrich Samm y Antonio Longo, el Comité hace hincapié en que la Empresa Común EuroHPC aporta un claro valor añadido a la soberanía y la independencia digital de Europa, con el fin de convertir a la UE en un actor fundamental en el desarrollo digital, con un impacto directo en la competitividad y la calidad de vida de los ciudadanos.

«La inversión inicial de 1 000 millones de euros para la adquisición y explotación de superordenadores de categoría mundial es significativa pero no excesivamente ambiciosa, especialmente en comparación con las de otros agentes fundamentales como Estados Unidos y China», afirmó el Sr. Samm. «La UE tendrá que realizar esfuerzos adicionales, en consonancia los que despliegan nuestros competidores mundiales», añadió. En particular, un incremento sustancial de las inversiones en los Estados miembros de la UE, junto con un sólido programa europeo de investigación e innovación, será esencial para mantener un nivel de categoría mundial en las aplicaciones de informática de alto rendimiento.

El CESE también recomienda reforzar en la medida de lo posible la dimensión social del proceso de digitalización, en el marco del pilar social europeo, estableciendo una serie de retos sociales que deberán afrontarse utilizando las nuevas infraestructuras digitales. «La aplicación y el uso de máquinas de alto nivel debe tener una incidencia positiva clara y mensurable en la vida cotidiana de todos los ciudadanos europeos», afirmó el Sr. Longo. «Por ello, asimismo, abogamos por instaurar una estrategia de comunicación a escala europea para informar a los ciudadanos y a las empresas acerca de esta nueva e importante iniciativa». (mp)