El Grupo de Trabajadores del CESE acoge con satisfacción el acuerdo sobre la conciliación de la vida familiar y la vida profesional

por el Grupo de Trabajadores del CESE

El 24 de enero, el Parlamento Europeo, la Comisión Europea y los Estados miembros llegaron a un acuerdo sobre la Directiva relativa a la conciliación de la vida familiar y la vida profesional. «Este acuerdo es un paso adelante concreto para facilitar la vida de los padres y cuidadores europeos que trabajan», declaró Gaby Bischoff, presidenta del Grupo de Trabajadores del CESE.

El Grupo de Trabajadores dirigió los debates sobre el refuerzo de los derechos de los trabajadores con responsabilidades asistenciales en el seno del CESE con su Dictamen sobre la conciliación de la vida familiar y la vida profesional de los progenitores y los cuidadores, ya que los sindicatos habían estado impulsando esta iniciativa legislativa como parte integrante del pilar social europeo para contribuir al progreso social de los ciudadanos europeos.

«Acogemos con satisfacción el acuerdo, ya que permitirá progresar al introducir un permiso de paternidad de diez días tras el nacimiento de un hijo. Este permiso se remunera al mismo nivel que la baja por enfermedad de los padres o segundos compañeros equivalentes, logrando así el objetivo de la propuesta de aumentar la participación de los padres y compañeros. Las madres y los padres tienen derecho a un permiso parental remunerado a un nivel adecuado. Para los sindicatos, este fue un tema clave de campaña a fin de ayudar a los progenitores a lograr un mejor equilibrio entre la vida familiar y la vida profesional. Además, las personas que cuidan a un familiar enfermo podrán tomarse cinco días de permiso a tal fin», declaró Gaby Bischoff.

«Las políticas de conciliación son instrumentos que permitirán a las mujeres y a los hombres elegir en igualdad de condiciones», afirmó Erika Koller, ponente del Dictamen. «Este acuerdo no supone una fórmula mágica que lo resolverá todo, pero es un paso en la dirección correcta.» (ppr)